Tu cuenta

Iniciar sesión Registro

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Captcha *
Reload Captcha

Buscar

Redes y RSS

Facebook Twitter

 RSS

Suscripción e-mail

Recibe el Boletín Diario del Portal

E-mail:

Traducir

Política de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la navegación de sus usuarios y obtener información estadística. Saber más

Acepto

La conquista del desierto en pleno siglo XXI: Resumen de la represión al pueblo Mapuche y sus consecuencias políticas durante 2017

Sin duda, uno de los temas centrales en lo que respecta al autoritarismo, represión y avance del neo-liberalismo en Argentina es lo sufrido por los pueblos Mapuches durante la segunda mitad del año 2017. La desaparición de Santiago Maldonado fue, tal vez, lo que abrió las puertas para exhibir de forma publica la situación de las comunidades originarias en el sur, a la vez que dio rienda suelta al imaginario oficialista para generar una nueva mitología sobre el terrorismo. Siendo que estamos adentrándonos en el último mes del año, vemos pertinente hacer una síntesis de lo acontecido en estos 12 meses.                

A principios de Enero, y en el marco diferentes situaciones de violencia armada contra el pueblo Mapuche en territorio argentino, el nombre de Facundo Jones Huala(Lonko/Líder de la comunidad Cushamen – Chubut, Argentina) comienza a resonar en los principales diarios (de bajada oficialista) del país, vinculando a este con la RAM (Resistencia Ancestral Mapuche) -cuya existencia hasta el día de hoy sigue estando en duda- y, a su vez, con organizaciones “terroristas”, postulando el discurso oficial que esta persona y su supuesta organización estarían siendo financiado por las FARC, a la vez que se plantea que sería respaldado por el ex gobierno nacional. Siendo que la disputa de los pueblos Mapuches en el territorio argentino tiene como uno de sus principales antagonistas a la empresa Bennetton, también se comienza a vislumbrar una manipulación en el lenguaje, al, en varios medios de corte oficialista, comenzar a referirse a dicha empresa como “la familia Bennetton”, intentando generar una visión en el lector que no relacione el nombre Bennetton con una multinacional. Es también durante este mes cuando la (comunidad) Pu Lof en Resistencia - Cushamen (Chubut-Argentina), territorio, antes en manos de Bennetton y que en 2015 fue recuperado por el pueblo originario , sufre su primera represión del año, al ser invadidos por Gendarmería Nacional e Infantería por orden del Juez Federal Guido Otranto, dejando varios heridos y detenidos como saldo de la misma. Cabe resaltar que dicha comunidad pertenece al Movimiento Autónomo del Puelmapu (MAP), que nuclea diversos lof (comunidades) en Chubut, Río Negro, Neuquén, Buenos Aires y La Pampa y no a la supuesta RAM, como también plasman los medios oficiales en otro intento por manipular la opinión publica.

Desde Enero a Junio, inicia un ataque constante de parte de la policía de Chubut para con dicha comunidad y que ésta denuncia de forma legal y publica. En estas arremetidas, el uso de balas de plomo por parte de las fuerzas policiales es una constante.

Es a fines de Junio, el 28, que Facundo Jones Huala es detenido arbitrariamente en Bariloche, por un supuesto pedido de extradición a Chile, por el cual ya había sido privado de su libertad y luego de dos meses liberado en 2016, y pese a no tener ningún cargo en Argentina. Este hecho vuelve a traer a los medios al fantasma de la RAM, la victimización sobre la “familia” Bennetton y se suma al repertorio de víctimas en los medios oficiales, una nueva cara (lavada) entre los terratenientes en suelo patagónico, Joe Lewis, quien en ningún momento ,en dichos medios, fue relacionado con Tavistock Group, empresa multinacional con sede en Bahamas de la que es fundador y principal inversor.

A fines de Julio, en el marco de la lucha de un mes, entre pedidos y manifestaciones de diferentes tipos por la detención de Jones Huala por parte de las comunidades Mapuches tanto en Chubut como en Río Negro; mas precisamente en la mañana el día 31 de dicho mes, cuando Gendarmería, sin exhibir orden de desalojo (lo cual es ilegal) arremete con balas de plomo contra uno de los tantos cortes de ruta, éste realizado en las cercanías del Pu Lof Cushamen, siendo los manifestantes que se resguardaron en dicha comunidad asediados hasta entrada la madrugada, con ataques esporádicos por parte de las fuerzas del Estado. Este accionar da como resultado, durante el escape de los asediados en la madrugada del 1 de Agosto, la desaparición de Santiago Maldonado, un joven oriundo de Buenos Aires que se encontraba apoyando la causa mapuche, además de heridos de bala y detenidos.

Durante el mes de Agosto, luego que la Justicia declare que Maldonado no estaba entre los detenidos por Gendarmería, y bajo las ordenes del Juez Otranto, se realiza el primer rastrillaje de la zona. Las investigaciones hacia Gendarmería por el accionar realizado el 31 de julio son entorpecidas en varios sentidos y desde los medios de comunicación se inicia una campaña de desinformación que va desde el hecho de plantear un supuesto escape del desaparecido hacia tierras chilenas hasta una supuesta relación del mismo con la ,ya mitológica, organización RAM y, como nada basta cuando se trata de ensuciar a víctimas de la violencia institucional, con el ex gobierno kirchnerista. Se caratula la causa como “Desaparición Forzada de Persona” pese a los intentos de desviar la causa hacia rumbos mas favorables para la integridad, o lo que quedaba de élla, del Ministerio de Seguridad. Diferentes Organizaciones Sociales, Agrupaciones Políticas e independientes comienzan a pedir en marchas multitudinarias, redes sociales, boletines, etc. por la aparición con vida de Santiago Maldonado.

Septiembre encuentra las calles tomadas bajo la consigna de “Donde Esta Santiago Maldonado”, frase que rompe las fronteras y es levantada por diferentes organizaciones en varios países del mundo. El estado refuerza su campaña de criminalización de las protestas sociales, intimidando a los manifestantes a base de detenciones arbitrarias, allanamientos de moradas y a cedes de organizaciones, amenazas por parte de la misma ministra de seguridad Patricia Bullrich; quien, ademas, confabula dando opiniones sobre el caso que se relacionan fuertemente con los falsos datos exhibidos por los medios oficiales. A finales de mes, y luego de entorpecer la investigación en muchos sentidos, el Juez Otranto es alejado del caso por la Cámara Federal de Apelaciones y se designa a Gustavo Lleral para seguir la causa. Es en este mes , y en parte por presión popular, que el Senado le da media sanción a la prórroga de la ley nacional 26.160, la cual prohibe los desalojos a comunidades originarias.

Octubre inicia con mas de 250,000 personas marchando en diferentes lugares del país pidiendo la aparición de Maldonado. La cámara de Diputados da el dictamen para el tratamiento de la prorroga de la ley nacional 26.160, ante esto, las comunidades originarias del territorio argentino piden que el INAI (Instituto Nacional de Asuntos Indígenas) acelere la realización de los censos a dichas comunidades, ya que, aunque esta ley impediría los desalojos a comunidades, faltarían por censar mas del 70% de las mismas en el territorio nacional. Los medios de comunicación oficiales mantienen su campaña de desprestigio para con el caso Maldonado, la cual cada vez es mas descarada y poco verosímil, postulando la existencia de supuestas pruebas que demostrarían que Santiago Maldonado esta con vida y libre, inventando testigos y, sobre todo, relacionando al pueblo Mapuche con el terrorismo. Se inicia también por parte de dichos medios una campaña de “expatriación” simbólica del pueblo Mapuche, postulando que dicha comunidad no es oriunda del territorio patagónico argentino, tachándola ademas, de “naturalmente violenta” en un acto de revisionismo histórico que parece salido de un manual de escuela primaria. Es el día 17 del corriente; unos días antes de las elecciones legislativas, y durante el tercer rastrillaje, (segundo realizado bajo las ordenes del juez Lleral) que se encuentra un cuerpo en estado de descomposición en la vera del rio Chubut, 300 metros río arriba de donde fue visto por ultima vez Santiago Maldonado, dicho lugar fue parte de los anteriores rastrillajes, los cuales se realizaron con buzos y perros de rastreo. La familia reconoce el cuerpo al día siguiente, es Santiago. La cercanía de la aparición del cuerpo con las elecciones da pie para especulaciones mediáticas que van desde que la RAM (el fantasma del terrorismo que solo fue visto por Bullrich en fantasías represivas) plantó el cuerpo, hasta que el joven murió al irse a bañar al río. Las Elecciones dan por ganador al oficialismo en la mayoría del país por un amplio margen y las represiones a marchas sociales reflejan el empoderamiento del mismo. El cuerpo de Maldonado queda en poder del Equipo Argentino de Antropología Forense para realizar el peritaje que de con la causa física de su muerte.

Noviembre inicia con una “paz armada”. El paso de las elecciones hace que los partidos debilitados por las mismas se replieguen; las falsas noticias postulando la muerte de Maldonado como accidente, alegando supuestos peritajes filtrados y declaraciones inventadas para fortalecer dicha postura; mas el desgaste mismo del pueblo luego de meses de marchas y actos por el caso Maldonado, se ven reflejados en el decrecimiento del acompañamiento. Mientras se espera que los forenses den el parte del peritaje, el día 8 del corriente la Ley 26.160 es, por fín, aprobada por Diputados. Inicia nuevamente el pedido antes planteado hacia el INAI, en forma de necesidad urgente. El día 23 de noviembre la Prefectura y el GEOF de la Policía Federal desalojan el Lof Lafken Winkul Mapu, comunidad Mapuche de Villa Mascardi, Bariloche; el accionar de las fuerzas represivas es sumamente violento y quedan rastros de balas de plomo en la zona; poco y nada los medios oficiales dan cuenta de lo sucedido y solo se limitan a hablar de “enfrentamientos”. 24 de noviembre es el día prometido para dar el parte de la muerte de Maldonado, este es revelado por la tarde, la pericia dio por resultado que el fallecimiento del mismo fue por ahogamiento acelerado por hipotermia y que el cuerpo se mantuvo 70 días bajo el agua, el cuerpo no tiene marcas de violencia física; el descontento por parte de quienes apoyaron la causa durante los últimos meses para con la pericia se hace saber, mientras que las nuevas especulaciones de los medios oficiales no se hacen esperar. El analisis forense solo postula la causa física, interna, de su muerte, pero no bajo que condiciones externas se dio. El 25 de noviembre una nueva arremetida hacia el lof Lafken Winkul Mapu por parte de Gendarmería dio por resultado un muerto por bala de plomo y varios heridos. El muerto es un joven mapuche de 27 años llamado Rafael Nahuel, la causa es una herida de bala en el estomago. Los medios oficiales reaccionan postulando que el accionar de los gendarmes fue en el contexto de un enfrentamiento armado, vuelve a aparecer el monosílabo mas significativo del relato oficial, RAM, como supuesto culpable de un falso ataque armado hacia los oficiales. El país vuelve a teñirse de rojo, esta vez con sangre originaria. La cacería no es fortuita, las comunidades atacadas pertenecen al 70% no censado por el INAI y la ley nacional 26.160 que fue aprobada, aun no entra en vigencia; el gobierno actuó consecuentemente, como en las anteriores represiones pero apurado por los tiempos legales, para con Bennetton y Lewis. Esto mismo queda al descubierto cuando tanto la ministra Bullrich como el presidente Mauricio Macri se declararon en favor del accionar represivo de Gendarmería, dando a entender que en un futuro estas fuerzas pueden volver a hacerlo con el beneplácito del gobierno.

Diciembre nos encuentra en una situación de alerta, la tensión comienza a subir por el empoderamiento del Gobierno Nacional luego de quitarse la mochila de adoquines que le significaba el caso Santiago Maldonado, y se expresa en un recrudecer en las políticas contra las protestas sociales y el refuerzo de la idea de militarización del territorio contra el nuevo enemigo imaginario del gobierno, el “Terrorismo”. Varios medios de comunicación y organizaciones sociales son allanados en busca de pruebas de relación de los mismos con la RAM, los gobiernos provinciales comienzan a tomar cartas en el asunto, reforzando las políticas antiterroristas, de persecución y espionaje, las cuales plantean de forma pública, dándonos a entender que la aceptación social de las mismas es grande.

El 2017 esta finalizando, las políticas represivas de Estado para con los pueblos originarios fueron empeorando a medida que avanzo el tiempo; los medios de comunicación cómplices ayudaron a que se recrudezca la situación no sólo para con mapuches, sino también para con organizaciones sociales y agrupaciones políticas, que se encuentran en un proceso de demonización cada vez mayor. Ésto, en relación con las diferentes políticas de estado para con otras situaciones, ya sean del plano económico, educativo, laboral, social, etc. no vaticinan un futuro prometedor en territorio argentino.

Departamento de Agitación Libertaria

Submit to DeliciousSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios
Por favor, acceda con sus datos para poder comentar