Tu cuenta

Iniciar sesión Registro

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Captcha *
Reload Captcha

Buscar

Redes y RSS

Facebook Twitter

 RSS

Suscripción e-mail

Recibe el Boletín Diario del Portal

E-mail:

Traducir

Política de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la navegación de sus usuarios y obtener información estadística. Saber más

Acepto

Remunicipalización cooperativa de los servicios públicos de limpieza del municipio de Madrid. Una propuesta del ICEA

Desde el Instituto de Ciencias Económicas y de la Autogestión (ICEA) pensamos que el proceso actual de cambio de gestión de los servicios de limpieza impulsado por el nuevo gobierno municipal de la ciudad de Madrid es una oportunidad para democratizar la gestión de los servicios públicos, y avanzar hacia un nuevo paradigma de transparencia y participación ciudadana. En este sentido, en el ICEA proponemos una remunicipalización cooperativizada de los servicios públicos de la ciudad de Madrid, que debe entenderse como un mecanismo de participación e intervención directa de los vecinos y de las vecinas en la gestión y mejora de los recursos comunes de la ciudad. Este mecanismo permitiría avanzar hacia la democratización de la gestión pública con el desarrollo y la incorporación de procesos y prácticas cotidianas de empoderamiento comunitario y corresponsabilidad ciudadana.

Para descargar la versión completa de la propuesta de remunicipalización pulsa aquí.


Para descargar el resumen de la propuesta de remunicipalización pulsa aquí.

La remunicipalización cooperativizada de los servicios de limpieza de la ciudad de Madrid, es una propuesta concebida por el ICEA como instrumento de cambio hacia una participación real de la ciudadanía, que tiene como objetivos la promoción de una nueva cultura centrada en la implicación y la corresponsabilidad ciudadana, que transfiera capacidades y competencias comunitarias que posibiliten el empoderamiento social, y que, finalmente, articule procesos de inclusión, a través del fomento del empleo, impulsando la cohesión social. Una de las principales ventajas que queremos destacar de nuestra propuesta es el anclaje social directo de los trabajadores cooperativistas, ya que se hallarían ligados directamente con la comunidad de referencia donde desarrollarían su actividad laboral.

El modelo económico que representa esta propuesta, satisface las ambiciosas demandas sociales que exigen una remunicipalización de los servicios públicos eficaz, que busque el interés social y que sea realmente participativa, es decir, en el que las decisiones incluyan a trabajadores, sociedad civil e instituciones públicas. La cooperativización de los servicios públicos apuesta por la democracia económica, la cooperación y la transversalidad, desde lo local hasta lo global. Esta esperanzadora vía resulta socialmente más conveniente respecto a las políticas históricamente implementadas, basadas en la privatización de lo público pero también en la gestión autoritaria y opaca de los servicios que son de todos y todas. Frente a estos modelos fallidos que tanto han posibilitado la corrupción, es necesario encontrar y poner en práctica alternativas viables económicamente, que sean deseables para todas las partes. Nuestra propuesta es también transformadora porque humaniza la economía, logra compatibilizar la cooperación con la eficiencia social y utiliza las virtudes que ofrece la democracia económica aplicándola a los servicios públicos.

La propuesta presentada pretende poner sobre la mesa una necesidad esencial de nuestro tiempo: defender los servicios públicos, para conformar con ellos los nuevos comunes ciudadanos que permitan generar la arquitectura básica de una sociedad más justa. La idea que subyace tras la propuesta es el  fomento de la participación de los trabajadores y la colectividad en el desarrollo de sus propias necesidades, de manera profundamente democrática. Necesitamos una democracia real, basada en bienes comunes metropolitanos de acceso universal, y gestionados conjuntamente por los trabajadores y los nuevos órganos de participación ciudadana.

Remunicipalizar es el primer paso imprescindible, pero dicho proceso ha de venir acompañado de la puesta en marcha de mecanismos de gestión directa y participativa por parte de la ciudadanía y los trabajadores, con el objetivo de generar la base social necesaria para que, frente a la devastación provocada por la voraz persecución del beneficio privado, podamos oponer el proceso de constitución social de una nueva realidad colectiva.

José Luis Carretero

http://iceautogestion.org/ 

Submit to DeliciousSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios